Implementan monitoreo binacional sobre el lobo de río

Equipo de investigadores y especialistas pusieron en práctica el protocolo del monitoreo del lobo de río en áreas naturales protegidas de Perú y Bolivia

14/09/2021, Ronald Cuadros

Del 7 al 27 de agosto pasado, se llevó a cabo la implementación del protocolo de monitoreo binacional del lobo de río (Pteronura brasiliensis) en el río Heath y en el Parque Nacional Bahuaja Sonene, en Madre de Dios, Perú; y en las áreas naturales protegidas de Bolivia, Madidi, Pilón Lajas y Manuripi, como parte de la investigación y monitoreo que se realiza a esta importante especie.

El motivo por el cual se realiza el monitoreo del lobo de río, y en esta oportunidad de manera binacional, es para contar con la mayor información de la situación poblacional del lobo de río en el Perú, y en otros países donde se ubica esta especie, en este caso en Bolivia.

En Perú, el monitoreo poblacional del lobo de río es realizado entre los meses de junio y octubre (temporada de secas) en las cochas y quebradas que se encuentran en los ríos principales de seis áreas naturales protegidas. En esta oportunidad se monitorearon 27 cochas en 20 días, navegando inclusive durante 4 días por río para llegar hasta el último punto de monitoreo.

Investigadores, especialistas y jefes de áreas protegidas de Perú y Bolivia fueron los encargados de realizar el protocolo de monitoreo binacional, en el que también participó el equipo especializado de FZS Perú debido a su experiencia en este trabajo. Asimismo, FZS Perú también brindó soporte en la capacitación a los guardaparques bolivianos de las tres áreas protegidas: Madidi, Manuripi y Pilón Lajas; y así puedan replicarlo en sus respectivas zonas protegidas.

El monitoreo del lobo de río se realiza para tener la mayor información de la situación poblacional de esta especie. © Leydi Auccacusi / FZS Perú
La nutria gigante enfrenta amenazas como la minería, pesca y tala, que altera su hábitat acuático y lo pone en peligro. © Leydi Auccacusi / FZS Perú
Se registra la cantidad de individuos y grupos familiares presentes en las áreas naturales protegidas para saber si estas se mantienen o disminuyen en el transcurso de los años. © Leydi Auccacusi / FZS Perú
(A la izquierda) Carmen Ramos, guardaparque del Parque Nacional Bahuaja Sonene, con el equipo de monitoreo del lobo de río. © Leydi Auccacusi / FZS Perú

Monitoreo necesario para la conservación de la especie

La nutria gigante es una especie que se encuentra en peligro de extinción por décadas, y actualmente enfrenta amenazas como la minería, pesca y tala, que altera su hábitat acuático y lo pone en peligro.

La importancia de realizar el monitoreo del lobo de río recae en conocer los cambios que pueden sufrir, por lo que FZS Perú junto a las ANP realizan el monitoreo de manera anual conociendo el estado actual de conservación de la población del lobo de río. Como resultado de este monitoreo, se encontró un total de 20 individuos, distribuidos en tres familias.

Los lobos de río son los únicos grandes depredadores amazónicos con altas probabilidades de ser vistos debido a sus hábitos diurnos y predecibles. En nuestro país, es uno de los principales motivos por el cual los turistas nacionales y extranjeros van a buscarla en áreas protegidas como la Reserva Nacional Tambopata o el Parque Nacional del Manu, ambas en Madre de Dios.

La implementación del protocolo del monitoreo se realiza dado que esta especie está ausente en gran parte de su antigua distribución en América del Sur, y está limitada a áreas remotas o protegidas, como lo son los Parques Nacionales Bahuaja Sonene y Manu, así como la Reserva Nacional Tambopata, en Perú.

De esta manera, se identifican las principales amenazas para la supervivencia del lobo de río. Anualmente se registra la cantidad de individuos y grupos familiares presentes en las áreas naturales protegidas, y ver si estas se mantienen o están disminuyendo en el transcurso de los años.

El presente monitoreo binacional fue constituido por la delegación boliviana conformada por Juan Ortiz, guardaparque del Parque Natural y de Manejo Integrado Manuripi – Bolivia; Carlos Aparicio, guardaparque Reserva de la Biósfera TCO Pilón Lajas – Bolivia; y Luke López, jefe de Protección de la Reserva Nacional de Vida Silvestre Amazónica Manuripi – Bolivia.

La comitiva nacional fue integrada por Carmen Ramos, guardaparque del Parque Nacional Bahuaja Sonene, y el equipo de FZS Perú, integrado por Leydi Auccacusi, Keyly Huamaní, Luis Benites, y Ronald Choque Chávez.

Cusco:
Urbanización Entel Perú C-1, Wanchaq, Cusco.
(+51) 08 425 3040

Puerto Maldonado:
Jr. Moquegua Mz. O Lt. 4, distrito de Tambopata.
(+51) 08 250 2765

Pucallpa:
Víctor Montalvo N°374-A, con Jr. Octavio Monteverde, Callería, Coronel Portillo, Pucallpa.
(+51) 06 144 1846